REAPERTURA MERCADO

31

Han sido 10 domingo sin mercado. Dos meses y medio, en los que los agricultores locales, que cuentan cada fin de semana con un canal de venta directa de los productos de su huerta, se han visto privados de uno de los elementos que más ha contribuido en los últimos tiempos a dinamizar este sector. Pero ayer, primer domingo en que la provincia de Málaga se encontraba en fase 1 finalmente pudieron reencontrarse con sus clientes y volver a vender sus frutas y verduras. Todo ello con unas medidas especiales que garantizasen la seguridad de clientes y productores. Desinfección a la entrada, mascarillas y guantes disponibles para los visitantes, un recorrido marcado en una dirección única y sobre todo distancia entre puestos y también con los clientes. Más de la mitad de los productores que habitualmente abren cada domingo regresaron ayer para comenzar a ir recuperando la normalidad.

Desde el ayuntamiento de Coín, representado por las áreas de agricultura y comercio también quisieron apoyar esta reapertura de este mercado que en los últimos años ha adquirido gran repercusión en nuestra provincia y ha puesto en valor uno de los sectores productivos con más tradición en nuestro municipio.

En esta fase solo podrán abrir los puestos dedicados a la venta de alimentos, por lo que el mercado abre sin bar o sección de artesanía. En cualquier caso desde el consistorio se confía en que conforme se vaya pasando de fase se vaya recuperando la normalidad con las miras puestas en la campaña de verano, que en Coín cuenta con un producto estrella indiscutible.

Para los productores que decidieron abrir en esta primera cita tras más de dos meses de cierre de puertas, la confianza de los clientes en la calidad y el servicio de cada uno de los puestos es fundamental en unos momentos en los que hay ciertas restricciones y se cambia la forma en la que habitualmente compramos.

Y el público que acudió a esta primera cita con el mercado tras el cierre obligado por la pandemia, también se mostró muy satisfecho con la apertura, y con la posibilidad de volver a recuperar hábitos asociados a  cada domingo. Las medidas de seguridad fueron bien valoradas y también la posibilidad de volver a llenar su cesa con los mejores productos de la huerta de toda la provincia.